Los tipos de fraude en la venta electrónica más comunes son:
 
Robber-Tux-icon
  • Phishing y pharming: son dos métodos de suplantación de identidad. En el phishing, el delincuente cibernético consigue engañar al usuario mediante un correo, normalmente 'spam', invitándole por ejemplo a realizar una operación bancaria en una página que aparentemente tiene la misma apariencia que la su banco. El éxito del Pharming estriba en que no es necesario que el usuario efectúe una operación bancaria accediendo a la página mediante un link que le proporciona el timador. El usuario intentará acceder directamente desde su navegador con la normalidad de siempre, excepto en que la página a la que acceda no será la original.
  • Botnets. Son robots informáticos que se instalan en nuestros ordenadores, ya sea mediante un correo spam, o algún malware instalado en alguna descarga. Una de las peculiaridades de este fraude online en el ecommerce es que el estafador suele estar en un país que probablemente tenga vetada la compra online en infinidad de sitios por la cantidad de fraude que cometen, por lo que utiliza nuestra IP e información del ordenador para que parezca que la compra se realiza de un país permitido. Este engaño se suele hacer en comercios de ticketing y su rastro es bastante complicado de seguir. Se estima que puede haber más de tres millones de botnets pululando por la red.
  • Re-shipping: un defraudador compra en un comercio online con una tarjeta robada y utiliza una mula, personas que recibirán la mercancía a cambio de una comisión, para evitar ser descubiertos. Una vez recibida la mercancía, la mula se la envía al defraudador.
  • Fraude de Afiliación: te lanzan una campaña de muchos productos a un descuento muy bueno, imitando a los programas de afiliación más conocidos, pero el programa de afiliación es falso.
  • Robo de identidad: el robo de identidad es cualquier clase de fraude que origine la pérdida dedatos personales, como, por ejemplo, contraseñas, nombres de usuario, información bancaria o números de tarjetas de crédito. En este tipo de fraude online, la imaginación del timador no tiene límites: los ladrones tienen infinidad de métodos para apropiarse de esa información personal:robando el correo de los buzones, rebuscando en los cubos de basura, con llamadas telefónicas falsas,...
  • Fraude amigo: recibimos una compra, a priori todo correcto. Entregamos la mercancía pero pese a que todo parecía normal a los pocos días recibimos una devolución. ¿Qué ha pasado?, pues que nuestro cliente ha declarado la compra como fraudulenta en su banco, aunque en realidad fue él quien hizo la compra.
  • Account takeover: es cuando el estafador obtiene datos de un usuario o un cliente, toman el control de su cuenta, y cambian algunos datos de la misma para poder realizar el fraude online. Los más frecuentes son: cambios de la dirección, añadir una nueva dirección de envío, cambiar un número de teléfono...

Comparte este artículo en redes sociales

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Ampliar información